Saltar al contenido

Campus de verano

Mucho más que Judo

Campus de verano

Seguramente sea la actividad más esperada y deseada por nuestros judokas.

El Judo cesa su actividad en los meses de verano pero el club Doryoku realiza varios campus de verano en función de la edad. Hablamos de un evento transversal, que año tras año, reúne a cientos de deportistas en la joya de la corona del “mucho más que Judo”.

Aldeadávila se ha convertido en los últimos años en la sede de esta actividad que se viene celebrando de manera ininterrumpida desde la fundación del club.

Contamos con entrenadores y monitores titulados, plenamente especializados no sólo en Judo sino en actividades de tiempo libre. Las actividades deportivas son el pilar fundamental de estos campus que se complementan con talleres, rutas, gymkhanas o veladas nocturnas.

Desde luego, la planificación de las actividades es importantísima, pero por encima está la educación en valores como el compañerismo, la amistad, el respeto o el trabajo en equipo. Hacemos hincapié en el trabajo emocional, la creatividad o la toma de decisiones.

Todo lo que se vive esta semana será fundamental el resto del año y a partir de esas premisas, se construye el campus de verano.

Cada edición está ambientada y cada actividad, cada velada, cada taller, está directamente relacionada con la temática.

Años atrás hemos sido superhéroes, magos… o de una determinada civilización. Es simplemente cuestión de echarle imaginación y dejarse sorprender. Cada año, incluso cada turno, es diferente al anterior, porque nunca hay dos campamentos iguales.

Profesionalidad, implicación, ilusión, compañerismo… y sobretodo amistad y vocación. Todo ello es lo que une al equipo de monitores que cada año se renueva y se adapta a todas las circunstancias para sacar el máximo partido a lo que nosotros definimos como “la mejor semana del año”.

No te lo pienses